Uncategorized

Ejercicios de Kegel: 10 claves para hacerlos correctamente

No hay nada más eficaz para la construcción del suelo pélvico que los ejercicios de Kegel. Como esta parte de la anatomía femenina está muy estresada durante el embarazo y en el momento del parto, a menudo es esencial volver a la forma para prevenir la incontinencia urinaria. Estos son los puntos esenciales para conocer estos ejercicios para practicar en todas partes y en todo momento.

Ejercicios de Kegel: qué son?
Los ejercicios Kegel fueron diseñados por el ginecólogo estadounidense Arnold Kegel y son una forma de gimnasia centrada en los músculos del suelo pélvico. Se trata de músculos y ligamentos que soportan la parte inferior de los órganos del vientre, es decir, los intestinos, la vejiga y los genitales internos. Estos músculos contribuyen a la contracción voluntaria de los esfínteres. Por lo tanto, deben tener el tono suficiente y elásticos.
Durante el embarazo, el suelo pélvico soportará el aumento del peso. En el momento del nacimiento, el perineo se distendrà por el paso del bebé y sus músculos perderán el tono. A la larga y después de varios embarazos, las mujeres experimentan incontinencia urinaria, que es la pérdida involuntaria de orina.
Por tanto, el objetivo de los ejercicios de Kegel es ayudar a estos músculos perineales a mantener el tono o recuperarlo si ya han sido dañados por un parto anterior. La eficacia de estos ejercicios depende de la regularidad de su práctica, idealmente a diario y no limitada al momento del embarazo. La práctica del método Kegel se puede hacer a lo largo de la vida y es accesible en cualquier lugar y en cualquier posición.
De modo que se puede disfrutar de unas cuantas contracciones mientras está sentado en el autobús, de pie en línea en el banco o en el sofá. El ejercicio físico no sólo tonificará los músculos perineales, sino que también beneficiará su vida sexual, ya que intensificará los orgasmos.
Ejercicios de Kegel: qué músculos trabajar?
Cuando pruebe el método Kegel por primera vez, puede atornillar fácilmente los músculos equivocados y contraer todo, excepto los músculos perineales. Saber identificar los músculos para trabajar antes de empezar sistemáticamente:
– ¿Está orinando. Intenta detener el flujo. Los músculos contraídos en este preciso momento constituyen los músculos que hay que tonificar.
– Estás en la ducha. Intenta introducir un dedo en la vagina y aprieta los músculos como si quisieras detener el flujo de orina. Entonces sentirás la contracción de tus músculos perineales.
Seguro que se ha dado cuenta de que los otros músculos de las caderas y el estómago están constantemente relajados a pesar de la contracción del periné.

1 / Recuerde que los ejercicios de Kegel se practican con una vejiga vacía. Comience pues para orinar. A continuación, sentarse o tumbarse. Estas son las posiciones más adecuadas, aunque estos ejercicios se pueden realizar de pie.
2 / Los ejercicios de Kegel consisten en alternar contracciones y relajaciones de los músculos del suelo pélvico. Contracciones y lanzamientos cada cuatro últimos segundos.
3 / La frecuencia ideal es de 10 series de contracciones-lanzamientos, al menos 5 veces al día.
4 / Ten cuidado de no hacer nunca ejercicios de Kegel cuando orinas.
5 / No os asustéis si no ve ninguna cambiando durante 4 semanas. Los resultados se notarán al cabo de 4 a 6 semanas. La mejora se marcará después de 3 a 6 meses de práctica habitual.
6 / En ningún momento deberá sentir dolor en el abdomen o en la espalda al realizar los ejercicios. Si es así, debe modificar su postura.
7 / Evite mantener la respiración o contraer el pecho mientras hace ejercicios de Kegel. Relájese y concéntrese en los músculos del periné.
8 / La regularidad es un factor importante para el & # 39; éxito de la práctica. Hacerles cada día y el resto de su vida.
9 / Ten cuidado, porque la exageración puede provocar fatiga muscular y tener el efecto contrario: fugas urinarias.
10 / Puede variar el tiempo de realización: 2 veces al día durante 5 minutos seguidos o 4 veces al día, en lugar de 5. Es la alternancia de contracciones y liberaciones que cuenta, así como la duración n & # 39; & # 39; No más de 10 minutos al día.
Tiene alguna duda sobre la práctica de los ejercicios de Kegel? No dude en pedir consejo a su comadrona.

Aprovecha nuestros diarios de seguimiento para bebés (fotos de recuerdos para bebés, vigilancia del crecimiento, alimentación …) y nuestras recetas especiales de cocina para bebés, gracias a nuestra colección BabyNote. Clica aquí!

Ejercicios de Kegel: 10 claves para hacerlos correctamente
4.9 (98%) 32 votes